SAT Grufesa, la referencia tecnológica

SAT Grufesa

SAT Grufesa es uno de los grandes referentes en la producción y comercialización de fresas de gran calidad, con una fuerte presencia en mercados tradicionalmente exigentes, dentro y fuera de Europa – Reino Unido, Francia, Alemania, Suecia, Holanda, Italia, Rusia, Bélgica, Panamá o Dinamarca – por dar algunos ejemplos.

La empresa, afincada en Moguer (Huelva), con 40 socios, 500 hectáreas de cultivo, una producción anual aproximada de 25.000 toneladas de fresa y más de 3.000 personas en plantilla directa, siempre ha marcado un claro objetivo en sus más de 35 años de recorrido: producir fresa de la mayor calidad.

Buena prueba de la calidad que ha logrado lo demuestran los numerosos requisitos y certificaciones que cumple: trazabilidad total y bidireccional, GlobalGAP, IFS, BRC, Producción Integrada, Calidad Certificada, RIAA, Normativa Europea de Comercialización, etc.

Para lograrlo Grufesa ha empleado y sigue empleando innovación y mejora continua, siempre con absoluto respeto a la naturaleza y en armonía con la sostenibilidad. Tres décadas enfocadas en el perfeccionamiento del producto, empleando las mejores técnicas y el apoyo de la mejor tecnología existente en el mercado, demuestran su clara apuesta de futuro, siendo así pionera en el sector agroalimentario:

  • SFotografías de Grufesau producción está acogida a agricultura sostenible, con ahorros de hasta el 30% de agua. Todas sus hectáreas están incluidas en el Food Chain Partnersphip (proyecto de Bayer contundente por la seguridad y salud alimentarias). De hecho, ha sido la primera empresa del mundo en su sector que ha logrado certificar el 100% de su producción. Además es una de las seis empresas participantes en el NNTT Abioagrín, con el objetivo de reducir el uso de químicos.
  • Ha innovado en áreas tan importantes como la trazabilidad o el packaging, implantando sistemas de control por radiofrecuencia (RFID), además de nuevos y originales formatos de envasado.
  • También ha apostado por los más completos y avanzados sistemas de información: fue, por ejemplo, la primera empresa fresera que incorporó sistemas de bussiness intelligence para el análisis eficaz de la información.

SAT Grufesa, en línea con su filosofía de mejora continua en sus procesos, necesitaba una herramienta que encajara bien en su ecosistema tecnológico y que pudiera evolucionar y adaptarse al ritmo que precisaba, sin suponer por ello un coste de oportunidad demasiado alto, en términos económicos y de esfuerzos en la organización. Además, esta herramienta tenía que cumplir otras necesidades específicas:

  • Aportar mecanismos que facilitaran una integración robusta y eficiente con el resto de tecnologías
  • Ayudar a mejorar los procesos de comercialización de la empresa. 
  • Al ser cooperativa, incorporar un sistema de liquidación rápido y preciso, aportando una comunicación fluida con los socios. 
  • Estar bien adaptada a la problemática específica del sector agroalimentario (a nivel de procesos, normativa, etc.). 

Tras realizar una evaluación entre las mejores herramientas disponibles en el mercado, Grufesa finalmente seleccionó 4agro, basado en Tryton ERP y de la mano de Datalife, como solución.

De base Tryton es un ERP libre, con un amplísimo alcance funcional, y con una enorme capacidad de evolución y adaptación. 4agro además aporta un importante conjunto de mejoras centrado en solucionar la problemática del sector agroalimentario (productores y comercializadores, principalmente).

Las tecnologías en que se basa 4agro, además de ser actuales, aportan una integración sin precedentes que Grufesa requería, especialmente con:

  • Impresoras de almacén (Markem, Toshiba, Flowpack, Ribbon…). 
  • Sistema de control por radiofrecuencia (RFID) para el control automático de volcado a línea. 
  • Pesadoras de precisión para control de pesos en unidades de venta. 
  • Sistema de control de presencia por reconocimiento facial. 
  • Alta de palé asistida, automática y según la orden de confección activa. 
  • Otros sistemas de software actualmente presentes: A3 Nom para gestión de nóminas y Microsoft Dynamics NAV (implantado también por Datalife) para gestión administrativa. 
  • Sistema de gestión documental, implantado por Canon. 
  • Sistema de Business Inteligence (BI), a medida y desarrollado también por Datalife, que aporta información analítica a los responsables de las distintas áreas de la empresa. 

Desde el punto de vista del socio y gracias a 4agro, la cooperativa ofrece ahora un sistema de información automático y en tiempo real para informar, vía correo electrónico, de resultados de control de calidad, precios de liquidación, etc.

4agro también incide notablemente en una mejora de los procesos de comercialización:

Área comercial y expediciones

Mejoras en GrufesaEstablece un flujo de trabajo claro y planificado desde que se recibe un pedido hasta que se expide: pedido → previsión → solicitud de recolección (a socios) → logística/expedición → cuenta de venta. Todo es gestionable desde una completísima pizarra de pedidos, lo que permite una visibilidad y control antes difícilmente imaginable.

Área de confección (almacén y calidad)

Establece también un flujo que arranca con el pedido, para generar órdenes de producción, y que abarca: cesión de material de confección → recepción → control de calidad en recepción → manipulación → control de calidad post-empaquetado.

Procesos transversales

También gestiona procesos transversales en la operativa de la empresa: trazabilidad (desde un pedido llegar a las partidas y unidades de cultivo origen asociadas, o viceversa, e incluso trazabilidad por unidad de venta), costes (directos e indirectos), mano de obra y prenómina, y liquidaciones a socios.

A día de hoy Grufesa cuenta con un sistema de liquidaciones que es referente en el sector fresero onubense.

Procesos del vivero

El vivero de Grufesa, ubicado en Ávila, también está completamente gestionado por 4agro, desde la adquisición de la semilla hasta la expedición de la planta hacia Huelva. La trazabilidad que obtienen con 4agro, integrada con el sistema de control por radiofrecuencia (RFID), es tan detallada que el equipo de plantación en Huelva puede saber, por cada planta, toda la información relativa a su preparación (quién ha sido el responsable, procesos aplicados, costes asociados, etc.).

El nuevo sistema también da respuesta a otra exigencia crítica para Grufesa: soportar bien un escenario de estrés. Esto se debe a que, en momentos puntuales de campaña, se pueden llegar a procesar hasta 240.000 kilos de fresa al día, con un conjunto de usuarios elevado accediendo al sistema.

Desde Datalife queremos agradecer públicamente a Grufesa la confianza que ha depositado en nuestro producto y en nuestro equipo de profesionales, sintiéndonos muy orgullosos al formar parte, como proveedor IT de confianza, de este gran proyecto.